Carlos Cruz-Diez en el Muac

By Gerardo H Alcántara

Recuerdo perfectamente la primera vez que me vi inmersa en una obra de Cruz-Diez. Fue en el Museo Tamayo, una pieza que constaba de un cuarto lleno de cables de color azul. Al entrar a este mundo de líneas paralelas, la percepción del espacio y la distancia se veía totalmente distorsionada. Me divertí muchísimo y quedé impresionada. Mucha fue mi sorpresa cuando al ir al Muac a ver la actual exposición del venezolano Carlos Cruz-Diez, me percaté de que lo que había sentido no era ni la más mínima experiencia a comparación de lo que provoca el resto de la obra de este artista plástico.

La obra de Carlos Cruz-Diez gira en torno a su amplia investigación sobre el uso del color, misma que le ha permitido generar un sin fin de trucos que permiten jugar con la percepción de la realidad del espectador. Es así como por medio de nuestro movimiento podemos ver más de 5 cuadros en uno sólo. Esta retrospectiva nos permite ver la evolución de una investigación y de como ésta se ve reflejada en la obra del artista. Una exposición muy divertida y sorprendente. Un básico en la agenda cultural de nuestra ciudad durante los próximos dos meses.

Tags: